Articulos Objetos_edited.jpg

LOS VIERNES DE CAFÉ

Hoy es noviembre 7, estoy en el rancho de mis bisabuelos terminando de sacar algunas cajas para vender la propiedad, es curioso cómo las personas dejan su ser impregnado en el espacio y en las cosas más allá de la muerte, la casa aun huele a tabaco y café, tal vez la madera retiene el olor, además el clima es húmedo.

En fin, Roberto e Irene, fallecieron hace algunos cuantos años pero es la primera vez que regreso a este lugar, está oscuro y frío pero no siento miedo, me invade la nostalgia, fueron personas muy excéntricas y pasionales, pienso en ellos como artistas reprimidos, ambos tenían un espíritu libre e innovador. Siempre quise saber más acerca de mis bisabuelos porque eran un misterio total para mi, un enigma, nunca pude saber lo suficiente, me intrigaba ver a Roberto todo el tiempo leyendo cosas que se me hacían incomprensibles, con una expresion analitica en su rostro que me hacía interesarme aún más en poder comprender todos esos títulos rebuscados de aquellos libros viejos que ahora estoy sacando en cajas. Irene por su parte parecía muy seria, la recuerdo con una pañoleta en la cabeza y una falda muy larga, siempre hablaba de nuestros ancestros y de la importancia de nuestras raíces, Hace algún tiempo le dijeron a mi padre que dentro de unos 5 años empezarían con la nueva construcción de un centro comercial y un campo de golf justo donde esta el rancho de sus padres, ocuparan ese territorio y se llevarán gran parte de la vegetación y de las propiedades que hay aquí, a nadie le importa las pequeñas familias que llevan décadas viviendo aquí, de sus ranchos, de sus animales.

Cerca de esta zona hay un pequeño pueblo en el estado de Hidalgo, y estas familias viven de lo que pueden llevar a vender a este pueblo, me pregunto ¿que pasara con sus propiedades?, ¿qué hará el gobierno?, por esta razón mi padre decidió vender desde ahora el terreno, ya no tenemos nada aquí, creo que hasta hoy pude comprender lo que trajo a mis bisabuelos a México.

 

Mis bisabuelos eran muy ritualistas, todos los viernes por la noche Irene ponía luces suaves con unas velas, abría las ventanas, preparaba unas deliciosas alcachofas y hacía el mejor café turco que he probado. Nos sentabamos en la pequeña mesa de madera de la cocina y Roberto ponía su disco favorito de Manuel Molina, un cantante español-gitano de flamenco bohemio, creo que tendría unos 15 o 16 años, así que ya podía entender más de lo que ellos hablaban, les dije que me contaran su historia, ¿por qué estaban aquí y no en su país?



 

Paisaexpandido Por: Pilar Cornejo 
Alejandro Manzanero Ig @paisajexpandido

salsa de botella diseño.png
  • Instagram
  • Gris del icono de Spotify
  • Facebook
  • YouTube

E.V.

E.V.

Articulos Objetos_edited.jpg

 Irene no me pudo hablar con exactitud acerca de sus antepasados por falta de información y por el paso de las décadas, pero cuenta que su familia migró de Argelia a la zona sur de españa y ahí vivieron por generaciones y generaciones, Roberto siempre se dijo español, aunque ambos se reconocían como moros, pieles morenas claras, unicejas, mucho vello corporal, y unos ojos hipnotizantes. 
Me contaron que la situación nunca fue fácil para su comunidad, había un rechazo por parte de los español hacia los moros y los gitanos, estaban estigmatizados y a pesar de tener décadas de generaciones en España, solo por ser moros o gitanos eran escoria extranjera. 


Nunca fueron personas adineradas, el padre de Roberto era carpintero y mi bisabuelo junto con sus hermanos y sus padres vivían en ese mismo taller que dieron como casa y lugar de trabajo, por el lado de Irene tampoco había dinero pero tenía un poco mas de solvencia, sus padres murieron cuando ella era muy chica y sus tíos se dividieron a mi bisabuela y a sus hermanos.
 

Mis bisabuelos se casaron jóvenes y al tiempo tuvieron a su primer hijo, mi tío abuelo Jose Moises, algo que recalco Irene fue que la gente del norte de españa no recibía muy bien a la gente del sur, porque como ya dije, los gitanos o los moros, estaban relegados a las zonas del sur, justo ahí es donde se ve más influencia del mundo arabe en España gracias al imperio otomano. Roberto e Irene pudieron comprarse una casa en las periferias de córdoba, pero todo empezó a complicarse, ya que la presencia de los “españoles puros” o sea blancos y adinerados incrementaba en esta ciudad, Roberto decía que con la llegada de estas personas en el pueblo pobre la vida se hizo mucho más cara y difícil para las personas que ya vivían ahí, los alimentos, la ropa, las propiedades, etc.

 

Poco a poco todos aquellos moros y gitanos de la zona tuvieron que desplazarse más aún al sur para poder tener tan siquiera algo de comer, este desplazamiento de personas del norte al sur en ciudades pobres solo afectó a las personas que ya vivían ahí, ya que la gente con dinero evidentemente empezaba a construir su patrimonio en esas tierras, nunca hubo espacio para la sana convivencia ya que se encargaban de discriminar, insultar y excluir a los moros y gitanos de la zona.

Ambos se conocieron desde muy pequeños porque vivían en el mismo pueblo, un lugar a las afueras de Sevilla en Andalucía España. 

salsa de botella diseño.png
salsa de botella diseño.png
sunset_edited.jpg
kukulkan_edited.jpg
yucateco_edited.jpg

Gentrificación, esa es la palabra correcta para este fenómeno social, tal vez mis bisabuelos no tenían ni idea de esta palabra, tal vez no sabían por lo que estaban pasando, pero eso los impulsó a irse a México y encontrar mejores posibilidades de vida, me pregunto que pensarían ahora si supieran que va a pasar lo mismo con este rancho. Creo que el desarrollo urbano no es “desarrollo” si tienes que excluir y relegar a cierto grupo de personas para seguir satisfaciendo los lujos y caprichos de otro grupo de personas con un claro problema de consumismo y poder.

Pero esto siempre ha sucedido en este país, con la corona española hacia los pueblos originarios por ejemplo, y supongo que en muchos lugares más. Es un crimen silencioso, porque nadie lo ve mal, porque nadie sabe que tiene un nombre, ni siquiera los afectados creo que sepan por lo que pasan o tal vez si pero eso no importa porque son ellos contra un monstruo capitalista, son ellos contra una sociedad sin empatía, ya no queda nada de sus tierras ni de sus raíces, a veces pienso a dónde irán a parar, o si terminaremos por desaparecerlos.
Alejandro Manzanero Instagram: paisajexpandido

salsa de botella diseño.png
yucateco copia_ccexpress_edited.png
yucateco copia_ccexpress_edited.png
gentrification_edited.jpg
yucateco copia_ccexpress_edited.png
yucateco copia_ccexpress_edited.png
salsa de botella diseño.png
yucateco copia_ccexpress_edited.png

OTROS ARTISTAS: